La gran estafa de los manuscritos de la Biblia del mar Muerto.

Recuperamos para nuestro blog un interesante artículo publicado el pasado 9 de abril en la revista National Geographic, donde se hacen eco de la investigación que ha demostrado que los fragmentos de los manuscritos de la Biblia del mar Muerto que se exhiben en el Museo de la Biblia de Washington DC se escribieron en la era contemporánea. [Ver ARTICULO]

La gran estafa de los manuscritos de la Biblia del mar Muerto

En el cuarto piso del Museo de la Biblia, en Washington D.C., una gran exposición permanente cuenta la historia de cómo las antiguas escrituras se convirtieron en el libro más popular del mundo. En el corazón de esta gran exhibición, se encuentra una de las piezas más preciadas del museo: fragmentos de los manuscritos del mar Muerto, antiguos retazos de texto que incluyen las copias más antiguas de la Biblia hebrea que han sobrevivido hasta nuestros días.

Pero hace unos días, un equipo independiente de investigadores, cuyo trabajo financió el mismo museo, anunció que los 16 fragmentos de los manuscritos del mar Muerto que se exhiben son falsificaciones modernas que engañaron a coleccionistas, al mismísimo fundador del museo y a algunos de los principales expertos bíblicos del mundo. Así lo explicaron los propios investigadores en una conferencia académica convocada por el mismo museo.

La gran estafa de los manuscritos de la Biblia del mar Muerto

En un informe exhaustivo de más de 200 páginas, el equipo de profesionales, dirigido por Colette Loll, investigadora de fraudes artísticos, llega a la conclusión de que, aunque es probable que los fragmentos estén hechos con cuero antiguo, fueron escritos en tiempos modernos y modificados para que se parecieran a los manuscritos del mar Muerto reales. Estos fragmentos fueron manipulados con un objetivo claro: engañar”, afirma Loll.

Los nuevos hallazgos no dejan duda sobre la autenticidad de los 100.000 fragmentos reales de los manuscritos del mar Muerto, cuya mayoría se encuentran en el Santuario del Libro, una sección del Museo de Israel en Jerusalén. En cambio, los hallazgos del informe plantean graves interrogantes sobre los fragmentos de los manuscritos del mar Muerto ‘post 2002’. Son unas 70 secciones del texto bíblico que entraron en el mercado de antigüedades después del año 2000. De hecho, incluso antes de que este informe viniera a corroborarlo, algunos académicos ya creían que la mayoría o todos los fragmentos posteriores a 2002 eran falsificaciones modernas.

“Cuando uno o dos fragmentos son falsos, sabes que lo más probable es que todos lo sean, ya que proceden de las mismas fuentes y básicamente tienen el mismo aspecto”, afirma Årstein Justnes, investigador de la Universidad de Agder en Noruega que ha llevado a cabo un proyecto llamado ‘Lying Pen of Scribes’, que rastrea los fragmentos posteriores a 2002.

Un viaje por la verdad.

Tras el descubrimiento de los Pergaminos del Mar Muerto a finales de los años 40 y principios de los 50, los académicos e instituciones trabajaron diligentemente para adquirir, organizar y autentificar los manuscritos recién descubiertos (algunos completos y muchos en fragmentos). Además, durante ese mismo tiempo -aprovechando la expectación generada por los asombrosos descubrimientos- se intentaron vender fragmentos falsificados. Incluso los primeros eruditos involucrados -como Roland de Vaux- recuerdan haber visto fragmentos falsificados en los años 50. [Roland de Vaux, “Historique de découvertes”, en Le Grottes de Murabba’at: Texte, eds. Pierre Benoit, Józef T. Milik, y Roland de Vaux, DJD 2:1 [Oxford: Clarendon, 1961], 3-8)]

Este aspecto menor y en gran parte olvidado de la historia de los Pergaminos del Mar Muerto recibió una atención renovada tras la aparición, desde 2002, de varias docenas de fragmentos adicionales en el mercado de antigüedades; fragmentos que han acabado en las colecciones de universidades, museos y coleccionistas privados, resultando falsos en muchos de los casos.


Actualización del 28/05/2020: Un equipo internacional de investigadores ha descubierto mediante el uso de imágenes mulitespectrales letras y palabras en algunos fragmentos de manuscritos que se conservan en la Biblioteca John Rylands de Mánchester.

VER ARTÍCULO COMPLETO AQUI

2 comentarios en “La gran estafa de los manuscritos de la Biblia del mar Muerto.”

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s